lunes, 19 de octubre de 2009

Ya no

-Se me ha roto una tecla.
-¿Qué mas da? Puedes seguir tocando, no la necesitas.
-Las necesito todas.
-¿Acaso has de tocarla para que oigamos tu canción?
-No.
-¿Acaso la tocas alguna vez?
-Nunca.
-Bien, pues comienza a tocar, ¿por qué no tocas?
-La necesito a ella.
-Nunca lo habías hecho.
-Lo sé, pero siempre estaba ahí.

1 comentario:

  1. no lo e pillao pero suena bien^^ sigue dandole a la imaginacion

    ResponderEliminar